Para la humanidad vivir en paz

01 de Febrero de 2020

[Por: Marcelo Barros]




Hace un mes nos deseábamos unos a otros un año nuevo de paz. Sin embargo, desde el inicio de enero hasta ahora, el mundo sigue inmerso en violencia. 

 

El presidente de los Estados Unidos asumió oficialmente que mandó asesinar a un general del Irán y en el atentado en el Irak mató a once personas más. En Europa, los gobiernos siguen asistiendo impasibles a migrantes que se ahogan en el mar. En todo continente latinoamericano y el Caribe, la violencia y la muerte parecen ser destino cuotidiano de los más pobres. Incluso los cristianos fomentan una cultura de violencia e intolerancia, opuesta al mensaje de Jesús. 

 

En Nova Dehli, en India, millones de personas visitaron la tumba del Mahatma Gandhi. Veneran al profeta de la paz, asesinado por un religioso hindú, el 30 de enero de 1948. Él enseñó que el remedio para la violencia es no caer en la misma lógica. Insistió en la resistencia a través de la no violencia activa y del camino de la verdad. Más de 70 años después, la humanidad aún no ha aprendido. 

 

En su libro Pedagogía del Oprimido, Paulo Freire afirma que seguimos un mal modelo de sociedad. Las personas son impulsadas a competir. Aprenden que ganar en la vida es dominar a los demás. Todos los días, la Madre Tierra, explotada y amenazada, grita de dolor. Y la humanidad sigue su lucha por la paz. Sin embargo, ¿cómo el mundo puede tener paz cuando un pequeño grupo de personas privilegiadas detenta el 90% de los activos disponibles para todos y más de 80% de la población tiene que vivir con casi nada? El capitalismo mundial es una iniquidad, responsable por la muerte de millones y la infelicidad de pueblos enteros. 

 

El único líder mundial sensible a este problema parece ser el papa Francisco. Él convoca para marzo, en Asís, un encuentro con jóvenes economistas de todo el mundo para pensar una economía basada en la solidaridad y en el cuidado con la vida. Las iglesias necesitan unir más fe y vida. Deben servir al proyecto divino que los evangelios llaman "reino de Dios". Jesús dio señales del reino al sanar a enfermos, reconciliar a las personas excluidas y anunciar la liberación de todos. 

 

Este año, la Conferencia de Obispos Católicos de Brasil eligió como tema de la Campaña de Cuaresma: Fraternidad y Vida: Don y Compromiso. El lema es la palabra del evangelio: "Lo vio, sintió compasión y lo cuidó" (Lc 10, 33-34). Por lo tanto, la fe nos invita a todos, creyentes y no creyentes, a reflexionar sobre el significado más profundo de la vida en sus diversas dimensiones: personal, comunitaria, social y ecológica. 

 

 

Imagen: https://www.radio.cz/es/rubrica/notas/correos-checos-emite-sello-con-el-retrato-de-mahatma-gandhi  

 

Procesar Pago
Compartir

debugger
0
0

CONTACTO

©2017 Amerindia - Todos los derechos reservados.